UN HOMBRE FALLECIÓ EN LA CALLE Y NADIE SE QUERÍA HACER RESPONSABLE

En la mañana de ayer, un hombre de 64 años falleció en calle León Guruciaga entre Chacabuco y Olleros. Según relató su hermano, había sufrido una descompensación en el trabajo y tomaba medicación por problemas circulatorios.  Estuvo tirado en la vía pública más de tres horas.

Redacción de El Norte
diarioelnorte@diarioelnorte.com.ar

En la mañana de ayer, un hombre de 64 años identificado como Héctor Omar Cervetto, falleció en calle León Guruciaga entre Chacabuco y Olleros. Según su hermano, había sufrido una descompensación en el trabajo y tomaba medicación por problemas circulatorios.
Ambos estaban yendo en moto al Hospital cuando, de pronto, Héctor le pidió que pare y fue ahí cuando pierde la vida por causas naturales. “Yo llamé a la ambulancia, cuando llegó lo taparon y se fueron. Estuvo desde las 10:00 hasta las 13:30 acá tirado en el piso”, nos cuenta el hermano del difunto.
Fuentes municipales, nos afirmaron que “el trabajo que realizan los servicios de emergencias es constatar, en este caso, el fallecimiento y solamente taparlo. No pueden tocarlo a menos que haya una orden. Deben avisar a la policía para que intervengan al igual que el Poder Judicial”.
EL NORTE estuvo en el lugar de los hechos y en ningún momento se acercó la Policía Científica. Cerca de las 13:30 se hizo presente una cochería privada que levantó el cuerpo y lo trasladó. Desde la misma cochería, nos manifestaron que “nadie se comunicó con nosotros para informarnos que ya se podía levantar el cuerpo del difunto. Tuvimos que llamar nosotros y ahí nos informaron que estábamos autorizados”.