Desde este lunes, la Provincia aplicará restricciones en los municipios que se encuentran en fases 3 y 4 del DISPO


Finalmente, el gobierno bonaerense anunció este sábado que los distritos que desde el lunes deberán existir restricciones de circulación en los distritos que se encuentran en las fases 3 y 4 del esquema de distanciamiento social. Dado que San Nicolás transita la fase 4, las medidas serían aplicadas en nuestra ciudad. La restricción más saliente: la prohibición de circular entre la 1:00 y las 6:00.


En vistas de la publicación del Decreto N° 4/2021 del Poder Ejecutivo Nacional, el gobierno de la provincia de Buenos Aires anunció medidas restrictivas que entrarán en vigencia este lunes, 11 de enero. Las limitaciones a la circulación afectarán a los distritos que transiten las fases 3 y 4 del esquema de distanciamiento social preventivo y obligatorio (DISPO). El martes de la semana que pasó, San Nicolás quedó ratificado en fase 4 del sistema, por lo que las medidas tendrían implementación en nuestro distrito.
El primer lineamiento que anunció el gobierno de Axel Kicillof tiene que ver con continuar empleando el sistema de fases vigente para la habilitación de actividades y servicios en los 135 distritos de la provincia, de acuerdo con su situación epidemiológica y sanitaria. En la actualidad 17 municipios se encuentran en Fase 5, 109 en Fase 4 y 9 en Fase 3.
“En los municipios que se encuentran en fases 3 y 4 se suspenderá entre las 01:00 y las 06:00 horas toda actividad comercial, artística, deportiva, cultural, social y recreativa, exceptuando las actividades productivas manufactureras, agropecuarias y todas aquellas definidas como esenciales de acuerdo a la normativa vigente”, comunicaron desde la gobernación.
Otra disposición (sin distinción de fases, en este caso), tendrá que ver con “reducir las actividades sociales, recreativas y familiares a grupos de hasta 10 personas en espacios cerrados y abiertos”, como así también “restringir el uso de transporte de pasajeros urbano a personas alcanzadas por las actividades y servicios definidos como esenciales”.
También anticiparon que se reforzarán todos los controles provinciales (lo mismo solicitan a los municipios), con miras a “disminuir la circulación de personas en horarios nocturnos y evitar la realización de actividades no permitidas”.

Fiestas clandestinas
Las denuncias de fiestas clandestinas se reciben a través del 911 y de la línea (221) 429-3386, dispuesta por el Ministerio de Seguridad, la cual funciona viernes, sábados y domingos de 22:00 a 06:00 horas exclusivamente para este tipo de delitos.
Otra de las disposiciones del gobierno provincial tiene que ver con habilitar a las autoridades municipales “el control del cumplimiento de la obligación de utilizar tapabocas, previsto en el Decreto N° 255/2020 y modificatorios, y la aplicación de las multas correspondientes, de acuerdo a lo establecido en el artículo 2 del Decreto-Ley N° 8841/77 y modificatorias”.
También serán añadidas sanciones de tipo pecuniarias a las penales que ya vienen rigiendo. “En el caso de fiestas o reuniones que vulneren lo permitido legalmente en el marco de las medidas de ‘aislamiento social preventivo y obligatorio’ y de ‘distanciamiento social preventivo y obligatorio’ en el ámbito de la provincia de Buenos Aires, además de las sanciones previstas en el art. 205 del Código Penal, podrán aplicarse multas de hasta tres millones trescientos sesenta y cuatro mil pesos ($3.364.000), tanto a los asistentes, organizadores como a los propietarios de los inmuebles donde se realicen”, avisaron desde la gobernación.
Por último, anticiparon que este martes, 12 de enero, se actualizarán las disposiciones en base a la nueva situación epidemiológica y sanitaria de la provincia y sus 135 distritos.

Indicadores de riesgo
El viernes desde el gobierno nacional habían establecido que las eventuales restricciones definidas por cada provincia dependerían de la evolución de la situación epidemiológica de cada distrito, atado ello a los dos criterios de “indicadores de riesgo” definidos en el decreto presidencial. En ese contexto, el dato más significativo para nuestra ciudad tenía que ver con la circunstancia de que uno de los dos “indicadores de riesgo” no se verifica aún en San Nicolás: en concreto, la circunstancia de haberse visto incrementado en un 20% el número de los nuevos casos positivos de coronavirus durante los últimos 14 días, en comparación con las dos semanas previas.
La secretaria de Acceso a la Salud de la Nación, Carla Vizzotti, explicó cuáles son los requisitos que deberán observar los gobernadores para aplicar las restricciones: se trata de “Razón” e “Incidencia”.
El primero -“Razón”- se da cuando el cociente (resultado de dividir) entre el número de casos confirmados acumulados en los últimos 14 días y el número de casos confirmados acumulados en los 14 días previos, sea superior a 1,20 (es decir, que los casos aumenten un 20% de una quincena a la otra).
En San Nicolás el cociente actual (tomando como registro los reportes de situación epidemiológica elaborados por el municipio) es de 1,13: es decir que entre un los dos últimos períodos de 14 días, los casos positivos crecieron un 13%, sin llegar al 20% que debiera disparar los mecanismos restrictivos pedidos por la Nación. El cociente de 1,13 surge de los 343 nuevos positivos reportados para el período que se extendió del 10 al 23 de diciembre y los 389 correspondientes a las dos semanas posteriores, entre el 24 de diciembre y el 6 de enero.
El segundo, la “Incidencia”, se da cuando el número de casos confirmados acumulados de los últimos 14 días por 100 mil habitantes, sea superior a 150. Ese indicador de riesgo sí se verifica en San Nicolás, pero habían explicado que debían cumplirse ambos para disparar las restricciones.