Procrear I: una posible solución al conflicto que afecta a 90 familias nicoleñas


En la mañana de este martes, tres representantes de las casi 90 familias adjudicatarias de viviendas Procrear I que aún no han recibido las llaves de sus casas fueron recibidos por el gerente de la sucursal San Nicolás del Banco Hipotecario, Adrián Casal, en el marco de un conflicto que va ganando en tensión a partir de la dilatada fecha de entrega de las unidades que se construyeron en barrio Ayres del Sur, y que están deshabitadas desde hace más de cinco años.

Tras la reunión, EL NORTE dialogó con los representantes del colectivo que en nuestra ciudad lleva casi un año esperando una respuesta concreta. Si bien no recibieron una fecha de entrega de las casas, al menos esta vez se barajó un camino de solución.
“Lo que el Banco nos planteó es elevar una propuesta a las autoridades del Procrear consistente en que las familias puedan acceder a habitar las casas en las condiciones en las que se encuentran. Es decir, la propuesta sería que Procrear convoque a cada adjudicatario a visitar la casa que le ha tocado, y si acepta mudarse puede hacerlo pero debe hacerse cargo de los arreglos. El que no quiera tendrá que esperar a que los arreglos estén terminados”, explicó Luciano Chávez, presente en la reunión con Casal.
Cabe agregar que algunas casas están muy dañadas como consecuencia de estar cerradas desde hace cinco años. No se ventilan, tienen humedad y el deterioro general avanza por falta de mantenimiento. “No sabemos cómo están por dentro, pero por fuera se puede ver mucha humedad. Nos dicen que no están aptas para ser habitadas, pero tampoco nos permiten verlas por dentro”, sostienen Muller y Mariana Vallejos, las otras dos personas presentes en la cita con el gerente del Hipotecario.