Un sábado distinto para comerciantes


Desde hoy los comercios que venden productos no esenciales están habilitados para abrir sus puertas también los sábados. En su primera jornada la iniciativa tuvo una adhesión importante, aunque hubo algunos locales que permanecieron cerrados. Igualmente, poca gente se vio circular por las calles del microcentro.


Desde hoy los comerciantes de San Nicolás quedaron habilitados para abrir sus locales los días sábados, en lo que representa una ampliación de la apertura que se instrumenta en el sector desde hace unas semanas. El permiso lo oficializó el intendente Manuel Passaglia a través de su cuenta de Instagram, donde aclara que el permiso de apertura para los sábados se extiende de 8 a 13 horas mientras que de lunes a viernes sigue rigiendo de 8 a 17 horas.
Cabe señalar que el funcionamiento de la actividad se instrumenta bajo la aplicación de protocolos de bioseguridad establecidos para este sector, en el marco de las medidas de prevención impuestas por la pandemia de coronavirus. El cumplimiento de protocolos de higiene y distanciamiento es obligatorio y se realizan controles para constatar que no se produzcan violaciones de las medidas de seguridad. En caso de no cumplimiento se pueden aplicar multas y hasta clausuras.
Entre los rubros habilitados para funcionar se encuentran los de venta de bijouterie, lencería, ropa e indumentaria en general, compostura y arreglo de zapatos, zapatillas y afines, lana, mercerías, blanquerías, artículos deportivos, casas de electrodomésticos, mueblerías, decoración, bazares y artículos para el hogar, polirrubros, relojerías, disquerías, y computación.

Protocolos
Los protocolos de seguridad e higiene obligan a la utilización de tapabocas, barbijos o máscaras. También se controlará que no haya más de dos clientes en el local. Se impone también la obligación de desinfección total del local cada dos horas. Y tener antisépticos disponibles en lugares accesibles, tanto para el personal como para los clientes. Se sugiere no compartir mate, lapiceras o anotadores. Y utilizar elementos descartables.