El servicio doméstico quedará habilitado la semana próxima


A partir del próximo martes, las empleadas domésticas podrán volver a prestar sus servicios en la continuidad del proceso de apertura económica que viene impulsando la Municipalidad de San Nicolás.

La Provincia autorizó la actividad, con algunas medidas sanitarias complementarias. En particular, se permite el trabajo de las empleadas domésticas que no sean parte de los grupos de riesgo, de lunes a viernes en el horario de 7 a 17 horas y con jornadas continuas, para evitar los traslados innecesarios. Además, NO podrán utilizar el servicio de transporte público, considerado uno de los principales focos de contagio a nivel nacional. De esta manera, cada empleador deberá ocuparse del traslado de su empleada. Para el trabajo, será obligatoria la aplicación de las medidas de higiene correspondientes, como el uso de guantes y la limpieza de los calzados al ingresar a los domicilios. Y es obligatorio el uso de barbijo durante toda la jornada, al igual que el distanciamiento social con los integrantes del hogar.
“Dependiendo del resultado de esta semana, se seguirán tomando medidas de ampliación para el regreso a la normalidad. Entendemos que es momento de reactivar la economía, pero iremos monitoreando la situación día a día para mantener el control”, afirmó el Intendente Manuel Passaglia.