Así son los días de los nicoleños que juegan fuera de la ciudad en tiempos de cuarentena


Los nicoleños que compiten en la Liga Nacional, la Liga Argentina o el Torneo Federal fuera de San Nicolás transitan de manera diferente la cuarentena. Quienes regresaron a la ciudad fueron Víctor Fernández, Matías Alluchón, Cristopher Abramor, Elías Eterovich y Jeremías Easterling. En cambio, por decisión propia o cuestiones ajenas a sus posibilidades, se quedaron en las ciudades en las que juegan actualmente cumpliendo con la medida de aislamiento preventivo José Defelippo, Gregorio Eseverri, Patricio Rodríguez, Maximiliano Ríos y Valentín Ingrata.


Facundo Mancuso
secciondeportes@yahoo.com.ar

Como el país en sí, el básquet argentino está paralizado. Primero se interrumpió el desarrollo de la Liga Nacional y la Liga Argentina, competencias organizadas por la AdC; y luego le llegó la hora de la suspensión al Torneo Federal (bajo la órbita de la CABB), lo cual trastocó los planes de Somisa, que se preparaba para afrontar el tramo final de la fase regular y, posteriormente, los play-offs por la permanencia con Unión Vecinal de La Plata (lo cual ya quedó decretado). Tan atrás quedó lo deportivo que hasta cuesta imaginar que haya una continuidad en estos campeonatos, en medio de un clima de total incertidumbre –desde lo sanitario y lo social, especialmente-. Por lo pronto, es sabido que hasta el 31 de este mes no habrá ningún tipo de noticia que pueda alterar esta situación.
Frente a este panorama, en lo que a San Nicolás se refiere, la duda se apoderó no solo de equipos como Somisa (o de Regatas y Belgrano, que esperan novedades en torno a su futuro en el Provincial de Clubes), sino también de aquellos jugadores nicoleños que compiten en las principales categorías del baloncesto argentino. Por ejemplo, en la Liga Nacional, por prevención, José Defelippo –junto al resto del plantel y al cuerpo técnico- estuvo afectado a una rápida medida de aislamiento después de que el 7 de este mes regresara de viaje desde los Estados Unidos su compañero en Comunicaciones de Mercedes, Novar Gadson. De hecho, fue ese incidente el que motivó la suspensión del certamen. Tras cumplir con la cuarentena, desde el viernes los jugadores fueron liberados por el entrenador Ariel Rearte, aunque Defelippo permanecerá en la Provincia de Corrientes. El ex Regatas trabajará en su casa con un plan personal que el Preparador Físico Claudio Álvarez le preparó (el cual le llegó a través de whatsapp). En la misma divisional, Víctor Fernández pudo regresar a San Nicolás, en donde se encuentra junto a su familia. Fue diferente el caso del base surgido en Belgrano, ya que venía realizando la recuperación por una hernia de disco en Rosario, lesión que le había impedido estar presente en los últimos compromisos de los suyos en la Liga. Aunque al haber cerrado el instituto en el que se recuperaba, el actual conductor de La Unión de Formosa –que fuera revelación en la pasada temporada jugando en Quilmes de Mar del Plata- tendrá que seguir con el tratamiento en su hogar (lo que no es lo mismo, obviamente).
Otro que llegó a nuestra ciudad fue Matías Alluchón, quien arribó el jueves desde Carmen de Patagones, horas antes de que se decretara la cuarentena obligatoria. Hasta el miércoles el juvenil se entrenó con el resto del equipo de Atenas, que compite en la Liga Argentina (y al que el base formado en Regatas se había sumado hace apenas un par de semanas procedente de Estudiantes de Concordia, club que lo cedió de manera transitoria con el objetivo de que sume mayor cantidad de minutos).
Del viejo TNA, en cambio, no pudieron salir ni de Mar del Plata ni de Olavarría Gregorio Eseverri y Patricio Rodríguez, de Quilmes y de Estudiantes, respectivamente. Ambos transitan la cuarentena en las residencias que estas entidades les proveyeron y se entrenan como pueden con ejercicios que les fueron suministrados. Tanto Goyo como Pato vieron afectada su preparación en los últimos días, ya que no pudieron asistir ni a tirar al aro ni a gimnasio para trabajar la musculatura.
En relación a los nicoleños que participan del Federal, Maximiliano Ríos decidió permanecer en San José de Jáchal, en San Juan, más allá de que varios de sus compañeros del Jáchal Basket regresaron a sus ciudades de origen. Allí el escolta se mantuvo en movimiento unos días en el gimnasio de un amigo y corriendo por su cuenta. Ahora el ex Regatas y Belgrano solo podrá entrenarse en su casa, a la espera de una definición sobre este tema. Otro que decidió no regresar fue Valentín Ingrata, entendiendo que corría riesgos si es que resolvía volver desde Cinco Saltos, Río Negro hacia San Nicolás. Cumple con el protocolo que dispuso el gobierno nacional en el Sur de nuestro país y mientras tanto se entrena de manera individual con una lista de ejercicios que le envió su “Profe”. Otro es el contexto para Cristopher Abramor, de Municipalidad de Junín, Mendoza. El interno oriundo de La Emilia sufrió una seria lesión ligamentaria en una de sus rodillas tras la vuelta a las prácticas después del receso por las Fiestas y no pudo volver a jugar este año, al haberse operado a mediados de febrero. Llevaba adelante la rehabilitación en suelo mendocino y pudo conseguir un pasaje hacia San Nicolás el miércoles por la noche, por lo que desde el jueves se encuentra junto a sus seres queridos. Abramor no tendrá otra opción que continuar con su recuperación en su hogar con elementos “caseros” y de una forma “artesanal”, planteándose como desafío llegar en buenas condiciones a la próxima temporada.
Finalmente, desde Entre Ríos volvieron a San Nicolás, Elías Eterovich (de La Unión de Colón) y Jeremías Easterling (de San José). Curiosamente, los equipos en los que juegan debían enfrentarse entre sí el viernes 13, pero cuando los jugadores ya realizaban la entrada en calor se les notificó que por una disposición provincial el encuentro quedaba suspendido (aun cuando la organización del certamen había determinado jugar a puertas cerradas). Fue sorpresiva aquella resolución e hizo ruido entre los protagonistas. Sin embargo, ahora ya nada causa sorpresa; y toda disposición que se toma tiene su sustento y su sentido. Mientras tanto, Defelippo, Fernández, Alluchón, Eseverri, Rodríguez, Ríos, Ingrata, Abramor, Eterovich y Easterling aguardan por definiciones, sabiendo desde ya que su futuro no depende de ellos; como el de toda Argentina y del mundo, el futuro está en manos del Coronavirus.


FOTO: José Defelippo cumple con la cuarentena en Mercedes, Corrientes. LALIGANACIONAL