El frigorífico de Pérez Millán volverá a producir con mayor capacidad a partir de este lunes por la mañana, después de 40 días de conflicto gremial. Hay expectativa por parte de los trabajadores que reingresan a la planta, pero también preocupación por los 65 trabajadores que la empresa anunció que están despedidos.

Pérez Millán vive horas de intensa calma. Los días previos al pasado martes, jornada en la cual se alcanzó un principio de acuerdo entre la compañía y la Federación de la Carne, dio un respiro a la comunidad. Los rostros preocupados de los comerciantes y de todos aquellos que en alguna medida viven directa o indirectamente del ArreBeef era notoria en los días previos. El miércoles 31 de marzo, ArreBeef pagó una parte de la quincena -no está especificado los conceptos- que para muchos fue un alivio. No lo hizo con los 65 trabajadores que está judicializados y a los cuales la empresa le informó a la Federación que no volverán a ingresar. Este lunes pagarán el resto de la quincena y esperan volver en la semana a la faena casi plena que tenían antes del conflicto.
ArreBeef está entre los cinco frigoríficos más importantes del país y exporta a Europa, China, Israel y países de Latinoamérica entre otros. Posee Cuota Hilton que es un contingente arancelario de exportación de carne vacuna sin hueso de alta calidad y valor que la Unión Europea otorga a países productores y exportadores de carnes.
El pasado martes 30 de marzo se conoció que la planta de ArreBeef en Pérez Millán volvía a trabajar y que la empresa iba a pagar la quincena, pero sin 65 trabajadores que fueron despedidos o su situación está pendiente de la resolución judicial de las causas que están en curso. La otra novedad que es una brasa caliente porque tiene que ver con génesis del conflicto es que: Luis Pérez sigue siendo el Secretario General del gremio de la Carne en la zona norte de la provincia de Buenos Aires. La Federación a nivel nacional no intervino el Sindicato local pero es la que lleva las riendas de la negociación con la empresa.
Un aspecto a tener en cuenta: La Federación Gremial del Personal de la Industria de la Carne y sus Derivados, concluyó la revisión salarial acordada oportunamente por el periodo 1 de Mayo de 2020 al 30 de Abril de 2021, tras lograr un acuerdo salarial celebrado con el Centro Empresas Procesadoras Avícolas (CEPA) que contempla una recomposición salarial del 7% para el mes de abril para todos los trabajadores comprendidos en el Convenio Colectivo de Trabajo (CCT) 607/10 y que se suma al 36,4% vigente hasta Marzo de 2021. Con lo cual se espera que la Federación de la carne informe un incremento para el sector vacuno. Algo que era esperado por los trabajadores que desde el comienzo informaron que cobraban menos que el frigorífico “La Anónima” de Salto. Así, el aumento regirá desde 1 de abril de 2021 y, teniendo en cuenta la recomposición anterior del 36,4% vigente hasta marzo de 2021, el incremento alcanza el 44% en el ciclo paritario al mes de abril de 2021. Cabe destacar que la negociación en esta actividad es de carácter interanual con vigencia desde mayo 2020 a abril 2021, mes en el que las partes volverán a reunirse para analizar la situación económica del sector.

Comunicado de la negociación y vuelta al trabajo
“Luego de arduas negociaciones en el marco del Ministerio de Trabajo de la Provincia de Buenos Aires, se arribó a la reapertura de la planta, a través de un sistema de ingresos escalonados hasta llegar a la operatividad total de la planta. El compromiso empresarial sobre el ingreso del personal está dirigido a la plantilla integra de los trabajadores, cerca de mil, con la excepción de 60/65 trabajadores sobre los que existen causas judiciales que deberán seguir su curso legal, sin perjuicio de que seguiremos negociando su reinstalación” dice el comunicado que circuló por parte de la Federación de la Carne. Luego agrega “Además se consiguió el pago de la quincena, el cual se realizará en dos tramos, la primera parte el miércoles 31 de marzo y el saldo el viernes 9 de abril” con lo cual garantiza la paz social para aquellas familias que estaban en una situación muy complicada por estos días.
“Otro punto fundamental es el reingreso de camiones jaulas con ganado en pie a partir del lunes 5 de abril, lo que constituye una ayuda esencial para el veloz desarrollo de la apertura total del frigorífico.- Se tomó el compromiso de mantener la paz social y de cumplimentar con lo acordado en la conciliación laboral obligatoria, del mismo modo que se mantiene abierta y activa la vía de dialogo entre los representantes de la Federación Gremial de la Carne y las autoridades de la planta, para ir encauzando en un futuro inmediato las necesidades salariales y laborales de ambas partes” cierra la información que sin embargo deja un espacio abierto para ver que va a pasar con esos trabajadores que están fuera del acuerdo.
Para muchos trabajadores el acuerdo alcanzado con la compañía cárnica es una clara derrota y abre interrogantes por situación judicial de los trabajadores que ahora deberán enfrentar causas penales. Además, el principal problema del conflicto sigue latente porque Luis Pérez, sigue siendo el Secretario General del Gremio de la Carne en el norte de la provincia de Buenos Aires.