Provincia apuesta a tener 29 parques solares como el instalado en San Nicolás


La energía renovable constituye una apuesta fuerte para el Gobierno de la provincia de Buenos Aires. En todo el suelo bonaerense ya hay ocho parques solares que están funcionando, incluyendo el instalado en el desarrollo urbanístico ProCreAr de la zona sur de la ciudad, actual barrio Ayres del Sur. Y la semana pasada se licitaron otros 21, en una convocatoria al sector privado que atrajo la atención de 45 empresas.

A través de este plan, unos cincuenta mil hogares bonaerenses de pequeñas localidades de la provincia de Buenos Aires serán beneficiados con un total de 29 parques solares. Así, la energía renovable -que ya está funcionando en ocho de ellos- mejorará el sistema eléctrico e implicará un menor impacto sobre el medio ambiente. San Nicolás ya tiene el suyo en el Parque Barrio Procrear para 700 viviendas, que tiene una potencia de 500 kilovatios.
Los parques solares llevarán a unos 200 mil bonaerense varios beneficios. Uno de ellos es que mejorará la tensión de las líneas eléctricas. Desde lo económico resultará más conveniente que la energía distribuida a partir de combustibles fósiles (contaminantes) y además será más saludable, pues no genera gases de efecto invernadero, uno de los principales factores que afectan al cambio climático.
La iniciativa es impulsada en conjunto por la Dirección de Energía del Ministerio de Infraestructura bonaerense y el Foro Regional Eléctrico de la Provincia (Freba). Fue hacia principios de 2016 cuando la Municipalidad de San Nicolás y el Freba ya anunciaban la medida en San Nicolás, que así se convertía en pionera en la materia.