Diario El Norte

Locales

Crónicas de la tierra media: Mauri promete que si Argentina sale campeón nos devuelve el fútbol

13 Noviembre 2017 (13:02)

¿Que prometemos cuando prometemos? Seleccionamos sacrificios y los ofrendamos a la divinidad por un logro generalmente deportivo, que salvo Messi que es un protagonista, solo somos meros espectadores. Ofrecemos aquello que nos duele dejar pero que si nos retribuyen con un goce, aceptamos ceder, y esperamos que el dios de las apuestas tome nota de nuestro pedido e interceda con su mágico VAR.

Facebook Twitter Compartir en Whatsapp

Crónicas de la tierra media: Mauri promete que si Argentina  sale campeón nos devuelve el fútbol
Foto 1/1    Promesas van y vienen

Germán Rodríguez

diarioelnorte@diarioelnorte.com.ar


La  ciudadanía  nicoleña estalló de algarabía cuando el astro mundial del balompié Lionel Messi anunció que si Argentina sale campeón del mundo se viene caminando de Arroyo Seco a San Nicolás (no estamos tan seguros que haya sido así la declaración pero a los efectos nos sirve). Como eco de sus valientes palabras fueron varios los que se sumaron al plan caminata promesística y hasta el municipio se incorporó a la movida prometiendo acompañarlo y hasta hacerle un asado al final del viaje, que seguramente el multimillonario jugador y rey de Barcelona no se lo va a querer perder, (siempre y cuando le traigan embutidos de Conesa y vinito en damajuana de la región).

En fin esta proclama arrojada a la divinidad hizo que otras figuras importantes se sumaran a este movimiento de promesas por una copa del mundo.

Nuestro eximio presidente don Mauricio prometió que si Argentina sale campeón saca el dinero de todas las cuentas offshore que tiene en Panamá con su familia y la invierte en su querido país (no Estados Unidos, acá) y deja de hacer lobby con su hermano y su papá.

La ex presidenta Cristina Kirchner prometió que si somos campeones, blanquea finalmente cuál es su patrimonio y de dónde provino el mismo, incluyendo la desprolijidad de Hotesur.

El juez Casanello prometió que si levantamos la copa lo mete preso a Macri con el mismo concepto de prisión preventiva  con el que encarcelaron a Boudou y De Vido.

Sin querer ser menos la desbocada funcionaria y autodenominada enemiga de la corrupción Lilita Carrió prometió que si Messi nos lleva a la gloria ella deja de destrozar los partidos en que es funcionaria y explica porqué invirtió en una compañía de garrafas e impidió que se desarrollen emprendimientos de gas natural en su Chaco natal, causa por la que tiene una denuncia.

Sumándose a esta locura futbolística que nos hermana como argentinos el ministro de Energía, Juan José Aranguren, más conocido por los tarifazos de luz y gas que destrozaron la economía de sus compatriotas, prometió que si Argentina se consagra va dejar de lado sus vínculos con las empresas offshore Shell Western Supply and Trading Limited, subsidiaria de Royal Dutch Shell PLC; y Sol Antilles y Guianas Limited, otra filial de la petrolera anglo-holandesa, por las que está denunciado.


Acá también

En San Nicolás, donde somos destinatarios de la promesa de Messi, tampoco se quedaron atrás y Desde la Unión Cívica Radical local prometieron que si salimos campeones se vuelven a hacer radicales y destrozarían el poster de la Vidal que tapa la consigna de Alem que decía “que se quiebre pero no se doble”.

El Partido Justicialista sin ser menos que su alter ego prometieron que si Argentina lo logra ellos también lo van a lograr y van a hacer un movimiento peronista en el que la gente tenga idea cuáles son los candidatos. 

Asimismo el municipio no solo se quedó en el asado sino que prometieron que si Argentina llega a la gloria va a terminar de una vez por todas el esqueleto del estadio único, le van a poner pasto y lo dejarán listo para que se juegue. “Estábamos medio pinchados con el tema, de hecho encaramos con más fuerza el autódromo y el predio ferial, que es medio un embole, porque la verdad que los equipos de fútbol de acá tampoco le ponen mucha garra. Los únicos que pelean a nivel nacional son los ramalleros y los emilianos y no le vamos a hacer una cancha para que vengan de allá a jugar. Es como que nos mojan la oreja. Pero si Messi nos saca campeones lo hacemos. Y hasta capaz que a Dámaso Valdés le pongamos ocho carriles como dijimos alguna vez, aunque no sé bien por dónde los vamos a hacer”, expresó un alto funcionario con gran  llegada y desborde. 

La gobernadora viendo que los ojos del universo se posan sobre esta humilde locación expresó que si Argentina sale “campion”, le va a dar un cargo a Adolfo que al final era el referente del Pro y se acomodaron todos menos él “algo le vamos a encontrar seguramente” dicen que expresó media desganada.

Como bien comentan los que saben, la argentinidad es esa cosa que se une tras una pelota y cuya religión son las cábalas.