Diario El Norte

Locales

Beneficio para hogares que no tienen gas natural

18 Mayo 2017 (18:13)

El Estado otorgaba un monto de $77 por garrafa para aquellas familias de bajos recursos que no pueden conectarse a la red de gas natural. Ese subsidio ahora es de $ 115, atendiendo al aumento que experimento el gas envasado y el mayor consumo estacional.

Facebook Twitter Compartir en Whatsapp

Beneficio para hogares que no tienen gas natural
Foto 1/1   

El programa HoGar (Hogares con Garrafas) está destinado a ciudadanos de bajos recursos que residan en zonas sin el servicio de gas natural por redes, o que no se encuentren conectados a la red de distribución domiciliaria de gas. En el caso de San Nicolás, que posee cien por cien de conectividad al gas, el programa beneficia a aquellos vecinos que no tienen los recursos para conectarse al caño central que pasa frente a sus domicilios.

Para acceder a este subsidio es requisito percibir hasta dos salarios mínimos (16.120 pesos) y hasta tres salarios mínimos (24.180 pesos) cuando en el hogar resida un familiar discapacitado o se trate de viviendas de uso social y comunitario. Para acceder a este subsidio es preciso solicitar un turno en la Ansés a través del sitio web oficial (www.anses.gob.ar). En la entrevista se debe realizar una declaración jurada que certifique lugar de residencia, ingresos familiares y cantidad de integrantes de la familia. La Ansés cruza esa información con los datos del Enargas, y otorga el beneficio en forma automática en caso de corresponder. A los sesenta días el beneficiario comienza a cobrar el subsidio.

Desde el 1º de abril, el subsidio por garrafa pasó de $77 a $ 115, con lo cual al beneficiario se le deposita ahora $ 230, equivalente a dos garrafas por mes en meses fríos (en primavera y verano se subsidia por el valor de una garrafa mensual). Cabe señalar que el costo de la garrafa es de $ 180, con lo cual el usuario del programa HoGar está pagando $ 65 cada garrafa.

La cantidad de garrafas varía en función de la cantidad de miembros del hogar, la ubicación geográfica y la época del año. En ese sentido, se establece una cantidad adicional para aquellos beneficiarios que residan en provincias del sur argentino, como también para aquellas familias  que cuenten con más de cinco integrantes. El subsidio crece los meses de invierno.


Créditos para conectarse

La Ansés otorga créditos a personas que perciben una jubilación o pensión, que bien puede ser utilizado para costear la conexión a la red de gas natural. Cabe recordar que el Estado municipal realiza la obra para que la distribuidora de gas, en este caso Litoral Gas, transporte el producto por un caño maestro ubicado bajo las calles. El frentista debe costear la conexión de su domicilio a ese caño troncal. 

A través del producto «Argenta», la Ansés otorga préstamos que van de los $ 6.000 a los $ 60.000, según el nivel de ingresos. El dinero se devuelve hasta en sesenta cuotas. “La persona que solicita un crédito a través de Argenta para conectarse a la red de gas natural dejará de tener el subsidio a la garrafa, pero podrá contar con un servicio con gas de red”, explicó el Jefe de la UDAI San Nicolás, Rosendo Pierucci. “El dinero de estos créditos sale del Fondo de Garantía de Sustentabilidad (FGS) del sistema previsional argentino”, destacó Pierucci.